¡Comparte!

La estimulación de los sentidos ha estado siempre en el centro de toda acción de marketing. En los últimos meses han sido numerosas las campañas de marketing sensorial a partir de fragancias creadas para un cliente o producto en particular.

Muchos se preguntaran, ¿en que consiste el marketing sensorial?. Pues muy bien, El marketing sensorial consiste en crear experiencias y emociones a través de los cinco sentidos con una finalidad comercial. El objetivo del marketing sensorial es que el proceso de compra se convierta en una experiencia agradable y que sea recordada apelando al oído, la vista, el tacto, el gusto o el olfato. En algunas ocasiones, se habla también de marketing multisensorial, ya que afecta a varios sentidos.

La agencia de publicidad Bassat Ogilvy es la responsable de la creatividad de una campaña que pretende reactivar la compra de vehículos de ocasión de la marca Ford en España a través de las sensaciones del olfato. Con ella la marca pretende conseguir el mismo entusiasmo de los clientes al entrar en un coche usado que el que tienen en uno nuevo, es decir ser el primero que lo utiliza.

Quizás este tipo de iniciativas no gusten mucho a los detractores del neuromarketing por entender que se busca la confusión del consumidor y que estamos haciéndole creer que se está comprando un coche nuevo, ¿pero quién no ha pensado muchas veces que sería genial que el olor con el que vienen de fábrica se mantuviese durante toda su vida útil?

6 comentarios en “La importancia del olor en el marketing: El olor a nuevo de Ford”

  1. Ehm, el «olor a nuevo» de los coches nuevos tampoco es verdadero. Es algo que se tiene muy en cuenta. Y el sonido del motor desde el interior del vehículo.

  2. Marco Global

    Efectivamente Dinamo el «olor a nuevo» como tal no existe. Pero sí podemos crear ese olor característico que tienen los coches nuevos, por un lado se eliminan a través de limpiezas especiales todos los olores acumulados, de esos que los que hemos fumado alguna vez en el coche conocemos, y se ambientan con una fragancia que provoque en el cliente una emoción positiva. Al final no deja de ser una estrategia de marketing clásica aplicada al producto: mejora del mismo, diferenciación respecto a la competencia y desarrollo de una campaña de promoción tanto en las instalaciones propias como a través de la consiguiente campaña publicitaria.

  3. Muy buena campaña, definitivamente el marketing ha venido evolucionando constantemente, a tal punto, de usar un aroma para captar nuestra atención. Me considero adicta a los aromas, me dejo influenciar por el olor de un producto, me declaro victima del marketing olfativo. Esta página está super chevere, deberían mirarla. https://www.facebook.com/Olfabrand / http://www.olfabrand.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba