En las últimas semanas he estado visitando muchas páginas web de empresas asturianas y me he llevado una gran sorpresa al ver la cantidad de empresas que, o bien carecen de página web, o la que tienen fue creada hace varios años y no ha pasado por el taller desde entonces.

Las páginas web corporativas que se han estado realizando hasta hace unos años, eran páginas con poco contenido y pocas funcionalidades. Su objetivo era servir de tarjeta de presentación y catálogo de productos o servicios, para ofrecer a los clientes un lugar en internet donde se mostraba información sobre la empresa y sus productos o servicios.

Hoy en día, las páginas web tienen que adaptarse por un lado a los nuevos dispositivos con los que navegan los internautas (diseño responsive) y por otro, tienen que competir por aparecer en los primeros lugares en los buscadores partiendo de una buena optimización de la web on page y de la creación de contenidos de calidad que interesen a los usuarios, la interacción con éstos (por ejemplo, mediante los comentarios en un blog, formularios de contacto…). Ya no son un mero catálogo de productos o servicios.

Páginas web de empresa hechas con flash: error

Al margen de los problemas de accesibilidad y usabilidad de una web realizada en flash, hay que tener en cuenta algo fundamental: los buscadores no pueden leer flash. ¿Y para qué queremos una página web si nuestro cliente potencial no va a encontrarnos cuando haga búsquedas relacionadas con nuestro sector?

Si la web de tu empresa está hecha con flash, contratar el diseño de una nueva web no sólo es importante, también es muy urgente si quieres tener un espacio con visibilidad en internet.

Y a la hora de contratar una nueva web o renovar la actual, ten en cuenta los puntos del siguiente apartado.

Aspectos a considerar para tu nueva web de empresa

Una página web debe ser pensada antes de ponerse manos a la obra, igual que sucede cuando preparamos una presentación para un cliente: primero anotamos las ideas principales y luego las vamos desarrollando hasta tener un bonito powerpoint que presentar. Lo mismo pasa con la página web.

El resultado final tiene que tener un diseño agradable, un contenido que refuerce la marca de la empresa y con una estructura limpia.

Diseño responsive

El diseño responsive permite la navegación desde diferentes dispositivos como pueden ser ordenadores, tablets y móviles, sin necesidad de tener que diseñar una web distinta para cada dispositivo, manteniendo el contenido del sitio centralizado en una sola web. De este modo, el contenido se adapta a cada dispositivo, facilitando la lectura y navegación al usuario.

Cualquier web debe tener diseño responsive hoy en día, si bien es especialmente importante para el e-commerce, teniendo en cuenta que un alto porcentaje de las compras que se realizan online, se efectúan desde dispositivos móviles.

Palabras clave

Es fundamental saber qué palabras clave queremos posicionar en nuestra web. Para ello, habrá que hacer un estudio de palabras para ver el promedio de búsquedas mensuales y decidir qué palabras son las que interesa trabajar.

Estructura

La estructura que vaya a tener la web debe estar clara desde antes de su diseño, porque cada una de las páginas que la compongan deberá tratar de posicionar alguna de las palabras claves elegidas; esta palabra o grupo de palabras deberá estar presente tanto en el título, como en la url y en los textos e imágenes de esa página en concreto.

Urls amigables

Una url amigable es simplemente una url que el usuario puede comprender, e incluso recordar fácilmente. Y, además, es la que prefieren los buscadores.

Ejemplos de lo que no se debe hacer:

  • www.misito.es/?P=496
  • www.misitio.es/B895HYT00TLI/ref=sr_4_3s=foto&ie=UTF8&qid=12456987&sr=1-4

Imágenes optimizadas

Cualquier imagen que vaya a formar parte de la web de empresa, debe estar optimizada incluso antes de subirla al gestor de contenidos, ya que ello tiene gran influencia en el posicionamiento.

Los buscadores no leen las imágenes pero sí la información que suministramos en ellas. Por eso, es importante que las palabras clave a posicionar en la página en la que vaya a estar una imagen, formen parte del nombre del fichero (nada de D988678689.jpg; mucho mejor MarketingRazonable.jpg) y del texto alternativo de la imagen.

Además, hay que considerar el peso y el tamaño de la imagen. Si son excesivos, ocuparán más espacio en el servidor y la página tardará en cargar.

Formulario de contacto

No es recomendable publicar una dirección de correo electrónico en una página web, ya que ello puede llevar únicamente a recibir un montón de spam en la bandeja de entrada. Insertar un formulario de contacto es sencillo y es una de las mejores maneras de que cualquier visitante pueda contactar con la empresa.

Tiempo de carga

El tiempo de carga de una página web es una de las razones por las que pueden perderse muchas visitas. Y es, de hecho, un factor fundamental en el posicionamiento SEO. Para Google es también un aspecto importante.

Hay que medir el tiempo de carga de cada una de las páginas que forman la web ya que no todas tienen que tardar necesariamente lo mismo. Como hemos visto antes, el peso de una imagen puede ralentizar el proceso lo suficiente como para que el usuario decida dar marchar atrás y no visitar la página.

Conclusión

Así pues, si estás pensando en que la web de tu empresa necesita ser renovada, aquí tienes una visión general de algunos aspectos que debes considerar antes de contratar su renovación.

Asegúrate de que el profesional elegido no sólo sabe hacer un diseño bonito, sino que, además, tiene conocimientos de SEO suficientes como para que la página no tenga problemas para posicionarse después. Desde el primer momento, los buscadores tienen que poderla indexar con facilidad, entender su contenido y valorar su usabilidad.